• whats
    • Face
    • instagram
    • yutube
    • linkrlin
    • Google_pus
  • Eres el visitante N°: 5,051,954
  • 31Jul,17

    Todo lo que debe saber sobre el cambio de tarifas en el servicio de taxis en Bogotá

    Como novedad, se elimina el recargo a la Terminal de Transporte. Además, como con las nuevas aplicaciones el usuario conocerá el precio del servicio antes de iniciar el viaje, el costo variable de una unidad por cada 24 segundos de espera lo calculará la aplicación anticipadamente, teniendo en cuenta el recorrido y la velocidad promedio del viaje. Aunque los taxistas dijeron que podría ser cercano al 13 % sobre la tarifa, el Distrito no tiene un dato preciso, por lo que este aumento es incierto y dependerá del flujo vehicular en la ciudad.

    Según la Secretaría de Movilidad, la tarifa se actualizó tras estudiar los costos de la canasta de transporte para los taxis, representada por costos variables como combustible, lubricantes, llantas, mantenimiento, salarios y prestaciones; los costos fijos, es decir, garaje, administración, radioteléfono, impuestos y seguros, y los costos de capital, como recuperación del capital y rentabilidad.

    La tarifa incluye un costo fijo denominado “gastos de administración y telecomunicaciones”, que comprende los costos de la aplicación móvil, el plan de datos y el hardware de la plataforma tecnológica, calculados por kilómetro. Para la cuenta se analizaron los precios de los insumos para un taxi Hyundai Atos Prime GL modelo 2010, que es el más usado en Bogotá (43 % de los vehículos).

    La modernización

    Los vehículos contarán con una pantalla táctil en la parte trasera de la silla del copiloto, en donde los usuarios verán la información sobre el servicio. La plataforma calculará la ruta y el tiempo de viaje. Allí se podrá conocer el costo del servicio antes del inicio el recorrido y “en ningún caso el valor cambiará”, explicó Juan Pablo Bocarejo, secretario de Movilidad.

    Vale aclarar que las nuevas tarifas empezarán a regir un mes después de que se firme el decreto, pero los transportadores no las podrán cobrar de inmediato. Según Bocarejo, sólo la podrán cobrar quienes dispongan de las aplicaciones para prestar el servicio. Uno de los propósitos es “mejorar la calidad del servicio en la ciudad. Por ello, la Secretaría trabaja en la transformación del servicio de taxis en el Distrito”, agregó.

    Las empresas podrán tener una app para teléfonos, para solicitar el servicio, pero debe ser homologada por el Ministerio de Transporte y avalada por la Secretaría de Movilidad. “Cuando el servicio sea pedido a través de la app para teléfonos inteligentes, los usuarios podrán pagar por medios electrónicos. Cuando sea tomado en la calle, se pagará en efectivo”.

    El factor de calidad

    Más allá de atar el cobro del incremento al salto tecnológico en el servicio de taxis, el decreto incluirá un cobro adicional que sólo podrán hacer quienes renueven sus vehículos. Se trata del factor de calidad, un estímulo para quienes inviertan en mejores taxis. “Empezaremos a reconocer una tarifa mayor asociada a la migración hacia nuevas tecnologías y a la adquisición de taxis más grandes, más confortables y más seguros”, dijo Bocarejo.

    Este factor lo podrán cobrar quienes tengan taxis con una antigüedad no mayor a tres años, frenos ABS, airbags frontales y apoyacabezas, así como amplio espacio para pasajeros y equipaje. Entre las características, sus conductores tendrán que estar uniformados. Estos taxis deberán ser de color amarillo y se distinguirán por una franja negra que rodeará la totalidad del vehículo.

    Los taxis que estén en condiciones de cobrar el factor de calidad deberán solicitar la respectiva autorización a la Secretaría de Movilidad a través de la empresa legalmente habilitada a la que estén afiliados y cumplir con todos los requisitos establecidos… Por ahora, los únicos que están habilitados para cobrarlo son los taxis eléctricos”, explicó la administración.

    Haga cuentas

    Para calcular el efecto de los cambios en la tarifa, se puede hacer el ejercicio con un recorrido de 7,5 kilómetros. Actualmente, por ese trayecto, son pagan 28 unidades de banderazo, 75 unidades por recorrido (la unidad equivale a 100 metros) y, se deben sumar mínimo 22 unidades, por tiempo de espera en trancones o semáforos (cada 24 segundos suma una unidad). Es decir, por esta carrera el usuario cancela aproximadamente $10.250. Esto sin contar más retrasos en la ruta (que es variable) o recargos adicionales (nocturno, puerta a puerta.

    Con la nueva tarifa de $88 por cada 100 metros, banderazo y el recorrido por 7,5 km serán 103 unidades, que costarán $9.100. Sin embargo, habrá un factor incierto: la nueva aplicación hará un incremento calculando la velocidad promedio del recorrido y no por el tiempo de espera. El ejercicio publicado por la Secretaría de Movilidad indica que esta carrera costaría entre $9.100 (a una velocidad promedio de 36 km/h) y $17.300 (a una velocidad de 6 km). A la mínima velocidad, el costo casi se duplica (90 %).

    La app calcula el tiempo y la distancia. El efecto es similar al de los 24 segundos por espera. Sin embargo, ahora será más sencillo, porque el usuario sabrá cuánto le cuesta desde el principio”, explicó el secretario de Movilidad, Juan Pablo Bocarejo.

    Tenga en cuenta, además, que en un futuro se le podrá sumar el cobro de $500, cuando los taxistas logren reducir 20 % las estadísticas de accidentes en los que se ven involucrados (comparadas con el mismo trimestre del año anterior). A la fecha, aunque no han cumplido la meta, van por buen camino. Según Movilidad, en la última medición la reducción alcanzó el 13 %.

    Finalmente, si usted se sube a uno de los taxis que cumplan el nuevo “factor de calidad”, la tarifa tendrá otro incremento. Deben ser vehículos con menos de tres años de uso y con amplio espacio para los pasajeros y el equipaje. El porcentaje sugerido es del 13,3 %, es decir, si la carrera le cuesta al final $17.300, por ir en este tipo de vehículos, al final pagará $19.600.

    Con el anuncio, ahora son los taxistas los que tendrán que empezar una carrera contrarreloj para modernizarse si quieren cobrar las nuevas tarifas que autorizó la administración.

    elespectador.com