• whats
    • Face
    • instagram
    • yutube
    • linkrlin
    • Google_pus
  • Eres el visitante N°: 5,299,763
  • 27Oct,15

    Con aprobación de recursos para metro, Gobierno pide celeridad en obra

    Nación desembolsará los 9,6 billones de pesos en un plan de cinco años, a partir del 2017.

    Cinco meses exactos pasaron entre el día en que el presidente Juan Manuel Santos le entregó al alcalde Gustavo Petro un cheque simbólico para construir el metro pesado de Bogotá y la aprobación de los recursos.

    Este lunes los ministerios de Hacienda y Transporte, junto con la Dirección Nacional de Planeación (DNP), le dieron el aval fiscal a los 9,6 billones de pesos, equivalentes al 70 por ciento de los costos de construcción de la primera línea de este medio de transporte, durante el Consejo de Política Fiscal (Confis).

    “El cheque simbólico se materializa. Significa que los dineros ya son exigibles por parte del Distrito”, explicó el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas.

    Los recursos serán aportados por la Nación a la futura empresa metro que deberá ser creada “en la mayor brevedad por medio de un convenio interadministrativo Nación-Distrito”, según expresó el funcionario. Esta deberá tomar un empréstito que será alimentado con ese dinero y tener un gerente que maneje el proceso licitatorio, que se iniciaría en el 2016, y las obras, que se espera comiencen en el 2017.

    Hasta el mismo presidente Santos confirmó la noticia. “Hoy Confis aprobó 9,65 billones de la Nación para metro de Bogotá. Reafirmamos nuestro compromiso con la capital”, trinó.

    Este es apenas el primer paso en el proceso. El director de la DNP, Simón Gaviria, explicó que una vez aprobado el Confis, deberá hacerse un documento Conpes (Consejo Nacional de Política Económica y Social) que formalizarán el aval y el plan de pagos, entre otros.

    El alcalde Petro también reaccionó a través de Twitter. “Con la decisión del Confis nacional, el cheque del Gobierno para el metro tiene fondos. Listos para el Conpes”, dijo.

    Ese aval lleva implícita la conformidad de la Nación con el plan de la alcaldía para aportar su parte, que equivale al 30 por ciento de los recursos (4,1 billones de pesos): saldrán de los 800.000 millones de pesos de cupo de endeudamiento ya aprobado por el Concejo de Bogotá y de los excedentes de la Empresa de Energía de Bogotá y de la Empresa de Acueducto y Alcantarillado, por 3,3 billones de pesos.

    Por su parte, la Nación desembolsará el dinero en un plan de cinco años, a partir del 2017.

    Un momento incómodo

    La decisión se anuncia justo cuando se conocieron los resultados de las elecciones en Bogotá que dieron a Enrique Peñalosa la victoria para la Alcaldía de Bogotá.

    No obstante, Cárdenas negó que esto tuviera que ver con la decisión. “Este es un proceso que tiene unas etapas. Debíamos tener la certeza de que los recursos del Distrito, su parte, existía y de esto solo se habló el jueves de la semana pasada. Hoy tenemos la certeza y por eso el anuncio. Quisimos sustraer todo esto del proceso electoral”.

    No obstante, el alcalde Petro pidió aclarar el futuro del proyecto, en vista de que Enrique Peñalosa ha insistido en que sí habrá metro, “pero uno que pueda pagar la ciudad, el que necesita Bogotá”, lo que implica hacer algunos tramos en superficie.

    “Si el alcalde electo dice que va por un metro elevado, es decir nuevos estudios, Gobierno Nacional debe aclarar su propia posición en el Confis hoy”, trinó el mandatario saliente.

    Al respecto, Cárdenas aclaró que “ese es un debate que el Distrito debe dar. La Nación está cumpliendo con su compromiso y si hay decisiones del nuevo gobierno que generen eficiencia y ahorros, magnífico”, pero si hacer nuevos estudios implica atrasos que generen mayores costos, deberá costearlos la ciudad porque trabajan “con la base del proyecto actual”.

    El Ministro insistió en los tiempos. “Queremos que se haga rápido, aunque estamos abiertos a cambios que no impacten los costos ni el cronograma”, insistió.

    Plan Pacífico y subsidios para comprar vivienda

    El Confis de la Nación, celebrado este lunes, no solo abordó el tema del metro. También le dio un piso jurídico a los recursos para dos grandes proyectos.

    El primero es el Plan Pacífico, que consiste en un compromiso con el litoral para un empréstito por el valor de 400 millones de dólares para hacer inversiones, especialmente en los municipios de Quibdó, Guapi, Buenaventura y Tumaco. “Es un empréstito para obras de infraestructura en redes de acueducto, energía eléctrica, saneamiento básico y un proyecto de transporte que será una autopista acuática llamada Acuapista”, explicó el ministro Mauricio Cárdenas.

    La inversión ya cuenta con apoyo del la banca multilateral. El dinero estará en el fondo Todos Somos Pacífico, creado por el Plan Nacional de Desarrollo, donde tendrán asiento dos gobernadores del litoral y dos alcaldes para esa ejecución. “Son obras de un gran alcance social”, recalcó el funcionario.

    Otro de los proyectos ambiciosos que contará con recursos será el subsidio a la compra de vivienda media (cuyo valor puede estar entre los 87 millones y los 200 millones de pesos).

    “Se aprobó un billón de pesos para que se otorguen 25.000 subsidios a la tasa de interés para las familias de clase media que compren vivienda, desde enero del 2016 y a lo largo del año. Y en el 2017, otros 25.000 subsidios”, anotó Cárdenas.

    ¿Cómo funcionará? Si el banco cobra una tasa del 11 por ciento, por ejemplo, la Nación se encarga del 2,5 por ciento de ello, así que al deudor le costará solo 8,5 por ciento. La expectativa del Ministerio es que “esto estimulará la demanda de vivienda de clase media”.

    Hay dos condiciones para que los ciudadanos puedan acceder a estos recursos. La primera consiste en que los beneficiarios lo usen en la compra de un inmueble nuevo. También están excluidos aquellos que ya son beneficiarios de otros subsidios de vivienda.

    eltiempo.com